(AP)

CHICAGO - Cuando fue preguntado sobre su pronóstico de la temporada 2013 durante los meses de octubre, noviembre, y diciembre, John Danks usaba las palabras 'optimista con cautela' como parte de su respuesta.

La fecha del 2 de enero vino y el programa de rehabilitación para el hombro izquierdo de Danks llegó y comenzó a tirar desde un montículo. Ese paso grande y resultados positivos cambió el pronóstico del zurdo.

"Estando en el montículo por varios momentos, me siento mejor sobre las cosas comparado a como me sentía antes,' dijo Danks cuando tuvo una conversación con MLB.com. "Todavía falta mucho. No he girado nada o he visto a un bateador. Pero mi hombre se siente bien luego de tirar desde el montículo."

Danks ha tirado 40 lanzamientos desde el montículo tres veces por semana desde el 2 de enero, con una mezcla de 30 rectas y 10 cambios. Se sentía tan bien que pidió que aumentaran la cantidad de lanzamientos en las sesiones, pero el entrenador principal de los Medias Blancas Herm Schneider y el coach de los lanzadores Don Cooper le han dicho a Danks que permanezca con la cantidad que tiene actualmente.

"Nuestro entrenamientos primaverales más largo será servicial. Sé que ellos estarán cuidadosos conmigo, pero mi meta es que ellos no estén cuidadosos. Sólo quiero ser uno de los muchachos."

Un esfuerzo de 0-8 con efectividad de 5.25 durante sus primeras 11 aperturas contribuyó a un total de 8-12 con efectividad de 4.33 durante la temporada 2011. Esos números fueron diferentes para el zurdo ya que había ganado 10 o más juegos durante sus previas tres temporadas, y tenía efectividad menos de 3.80 durante las tres temporadas, y tiró por lo menos 195 entradas cada año.

Esos numeritos eran de calibre del premio Cy Young en comparación al debacle del 2012 de Danks, que vino inmediatamente luego de firmar una extensión de cinco años y $65 millones con el equipo. El lanzador competitivo de 26 años de edad nunca se sintió cómodo en el montículo, y su temporada llegó a su fin con una victoria en el Wrigley Field el 19 de mayo luego de nueve aperturas.

La frustración del dolor continuo mientras simplemente atraba la pelota en un intento de regresar fue reemplazado por optimismo luego de someterse a cirugía en su hombro.

"Todo ha estado bien hasta este punto," dijo Danks. "Pienso que llegando al final de la temporada, aquí es donde yo quisiera estar durante este punto, lo que esperábamos. Estoy programado estar donde ellos pensaron que yo estaría.

"He tenido días donde pensé '¿Estaré listo? Y el próximo día, me sentía bien. Lo mejor es que he podido regresar cada tiempo, y no me he delatado. Antes de la cirugía, yo no podía jugar catch varios días después de tirar la pelota.

"Mi prioridad principal es estar saludable, y es por eso que el mismo día que estoy tirando y participando en mi programa de hombro, todavía estoy haciendo ejercicios," dijo Danks. "Ahora mismo, me siento muy bien. Luego de tener cirugía, estoy listo para jugar."