Carlos Mármol

JUPITER, Florida -- Carlos Mármol quiere dejar en el pasado lo ocurrido el 2013.

El relevista de 31 años tiene un nuevo comienzo con los Marlins y pretende olvidarse de las frustraciones que lo afectaron en los Cachorros.

En Chicago, el dominicano salvó 117 juegos en 145 oportunidades. Claro, no todos fueron de lo más bonito.

Han persistido los problemas de comando, lo cual causó su salida de los Cachorros y su llegada a los Dodgers al final de la temporada pasada. En un total de 52 presentaciones entre Chicago y Los Angeles, Mármol viene de récord de 2-4 con efectividad de 4.41 y dos salvamentos en cinco oportunidades.

Las bases por bolas fueron un problema, ya que el diestro regaló 40 almohadillas en 49.0 entradas.

Cuando tira por la zona de strike, el material de Mármol puede lucir eléctrico. Ponchó a 59 bateadores el año pasado.

"Eso ya está en el pasado", dijo Mármol. "Ni pienso en eso ya. Estoy aquí con un equipo nuevo. Trato de hacer lo mejor que pueda ahora mismo. Esta es una gran oportunidad para ayudar al equipo".

El veterano, quien firmó por US$1.25 millón para el 2014, se proyecta como preparador del cerrador Steve Cishek.

Otros candidatos para los séptimo y octavo innings en el bullpen de Miami son A.J. Ramos, Carter Capps y Mike Dunn.

"Es una de esas cosas que todo el mundo habla. Te preguntan, '¿cómo lo vas a usar, en qué situación?'", expresó el manager de los Marlins, Mike Redmond. "Les dije a muchos de los relevistas que realmente depende de ellos y cómo lancen.

"La clave para (Mármol) es atacar la zona, tirar strikes y conseguir strikes. Si hace eso y se ve eficaz, entonces será una de las opciones para nosotros en la parte final de los juegos".

Las bases por bolas y falta de control han aparecido durante toda la carrera de Mármol. Uno de los problemas el año pasado fue que no tuvo una posición consistente con su brazo al tirar.

"Fueron muchas cosas", dijo el lanzador. "Mi mecánica y mi material. ¿Qué puedo decir? Fue un mal año. Cuando tienes un mal año, puede pasar cualquier cosa".

Mármol se vio bastante bien en la Liga Dominicana durante el invierno y tiró dos ceros con un juego salvado en la Serie del Caribe.

"Eso me ayudó mucho", dijo el quisqueyano al referirse a su actividad invernal. "Me ayudó con mi mecánica. Me siento muy bien. Este es un nuevo equipo. Trataré de hacer lo mejor posible".